NAVIDAD Y AÑO NUEVO LEJOS DE CASA

Recuerdo que cuando era niña, pasar navidad y año nuevo en familia era parte de la rutina. Es verdad, lo más esperado eran los regalos, pero cuando la universidad y el trabajo me alejaron de mis papás y mis hermanos, ahí empecé a valorar cada detalle: los villancicos que mi mamá no quitaba en todo el día, la natilla que tanto extraño, las novenas con la familia o los vecinos, ver películas de navidad – los cinco (seis, incluyendo a mi perro Iker)  – en la misma cama los sábados en la mañana, las cartas al niño Dios, el olor a “cielo” que según mi hermana y yo tenían los regalos, la similitud de la letra entre la del niño Dios y la de mi papá, ver correr a mi hermana y mi prima – Alejandra – con una maleta alrededor de la cuadra el último día del año porque eso significaba muchos viajes para el siguiente (aún no sé si el agüero les funcionó, creo que no), las 12 uvas que nos teníamos que comer antes de media noche y las lentejas en los bolsillos – mi mamá nos tenía todo eso listo desde temprano -, el dólar que mi tía Yuviza siempre nos daba para tener dinero durante todo el año y los 31 de Diciembre que muchas veces pasamos sólo los cuatro porque mi papá tenía que trabajar.

Éste es el segundo año que voy a pasar en Estado Unidos, donde la navidad se ve como en las películas que solía ver con mi familia. El hermoso árbol del Rockefeller Center en Nueva York donde “mi pobre angelito” deseó estar con su familia de nuevo, las imponentes luces de la quinta avenida, el Times Square, uno de los sitios donde se congrega más gente para celebrar el nuevo año, como olvidar la nieve que hace lucir todo tan “navideño”, pues toda esa magia que tanto esperaba y deseaba disfrutar no se compara con estar escuchando “faltan 5 pa’ las doce…” al lado de los míos.

Si usted que me está leyendo va a pasar año nuevo con quienes ama, disfrútelos, porque de verdad que estar lejos de casa en esta época mueve todas las emociones que como humanos reprimimos y escondemos todo el tiempo.

 

Comparte en tus redes sociales.
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Whatsapp
Whatsapp
Share on LinkedIn
Linkedin

2 thoughts on “NAVIDAD Y AÑO NUEVO LEJOS DE CASA”

  1. Me gusta mirar porq a través tuyo mi muñeca conozco algo de newyork .gracias por darme esa dicha ojalá tenga la oportunidad de conocerlo en cuerpo presente te amo mucho mi muñequita dios te siga bendiciendo

  2. Me hiciste aguar el ojo! Las cinco panlas doce y brindemos por el ausente para que el año que viene este … Nada como estar en familia, pero lo más importante es estar con los que te quieren, así sea en otra ciudad o en otro país. Felices Fiestas! 🎄☃️🍷

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.